6 Consejos para afrontar un proyecto de customización de moto (DIY)

Estás planteándote customizar una moto tu mismo? Tienes ya la moto base, o estás buscando la adecuada para hacerlo? Si es así, te irá bien leer esto antes de ir más allá, o no.


Desde mi más humilde experiencia en la customización de motos, que no es tanta, donde he tenido momentos de todo tipo, y desde donde a base de hacer frente a las frustraciones, enmendar los errores y superar las adversidades, he podido, a mi manera, entender como debía afrontar cada proyecto, voy a intentar trasladar a todos aquellos que os sumergís por primera vez, o desde hace poco, en el mundo de la customización, o aquellos que tengan a bien leer esta entrada, los consejos, más bien relacionados con la actitud, que con otra cosa, ya hablaremos de los tecnicismos en otro momento, con la esperanza de que pueda ahorrar a alguien algo de energía, tiempo y si cabe, alguna que otra decepción.

  

A menudo escuchamos lo importante que es preparar bien un proyecto de antemano, la buena planificación ayuda a optimizar las distintas fases y evita muchas, no todas, sorpresas inesperadas. Un proyecto de customización de moto no es distinto, pero además me gustaría hacer hincapié en la importancia de la concienciación y la actitud con la que lo afrontemos. Este y otros consejos, te los explico a continuación.


Son muchos los estímulos de ánimo que se reciben a través de las redes y otros medios audiovisuales para dar el salto a fabricar tu mismo el proyecto de customización que tanto te gustaría tener en tu garaje. Debes haberlo visualizado 100 veces y te sientes preparado para ponerte manos a la obra, ese es el espíritu sin duda, pero cuidado, son muchos los factores que intervienen en un proyecto de este estilo y si lo quieres hacer todo tu, y no morir en el intento, has de estar preparado.


Te has topado alguna vez con un anuncio de alguien que vende su moto a medias por falta de tiempo o cambio de proyecto? Pues muchos de esos son el resultado de una mala, o nula, concienciación.


Has de mentalizarte y asumir el hecho de que sabes menos de lo que crees, por muchos video tutoriales que te hayas tragado, y de qué no es tan fácil como lo pintan. Mentalizarte de que no será fácil y que habrán obstáculos en el camino de antemano, te preparará mentalmente para el reto que supone hacer algo de este calibre por primera vez. Un proyecto de este tipo no empieza hasta que no quitas el primer tornillo, y no se termina hasta que la moto no está perfectamente acabada, homologada y funcionando al máximo de su capacidad y rendimiento. Y entre medio de todo eso, hay un gran camino a seguir, así que;


1.Se realista

No te engañes a ti mismo ni te compliques la vida con modificaciones imposibles. La moto al fin y al cabo, a parte de bonita, también ha de ser práctica y funcional. Escoge bien la moto base desde el principio y asegúrate de que no tiene problemas mecánicos o eléctricos antes de comprarla. Si hablamos de hacer una moto Scrambler, asegúrate de que cumple con las características de una buena base para hacerla Scrambler. Y si ya tienes moto, pero no estás convencido de si será una buena base para lo que quieres hacer, vendela ahora que aun estas a tiempo, y compra otra que si te convezca.


2.Se paciente

No corras, no hay prisa, nadie está esperando a que la acabes lo antes posible, y eres solo tú y tus ganas de ver avances los que te van a poner trabas, si les dejas. Todos los procesos necesitan de especial atención, dedícales el tiempo que se merecen.

3.Se observador

Es importante que mires primero, que visualices el proceso, a menudo se puede anticipar un problema con la mera observación y visualizando mentalmente el proceso antes de llevarlo a cabo, puede ahorrarte mucho tiempo.


4.Se ordenado

Esto es más importante de lo que parece, el acto físico de ordenar y/o mantener el orden en tu taller, garaje o balcón, se refleja en una mente también despejada y ordenada. Visualizar un entorno lleno de herramientas, piezas, tornillos y trastos por todos lados, consciente o inconscientemente, estorba nuestros sentidos, y puede perjudicar al juicio...Y lo vas a necesitar a todo lo que de.



5.Se atrevido

Asume riesgos. Si después de observar y presentarlo lo ves claro, ves a por ello, que tienes que cortar, hazlo, corta por donde has visto que hay que hacerlo. Ser conservador puede jugar en tu contra en el resultado final. Piensa en esto cuando te entren dudas, ¨es solo una puñetera moto¨, a mi me ha servido.


6.Se inconformista

Pero sin obsesionarte. Si ves que podría haber quedado mejor, vuélvelo a hacer. Por mucho que nos preparemos, en la práctica está el mayor aprendizaje, y seguramente la tercera vez que lo hagas quedará mejor que la primera. Pero si queda bien a la primera, haz el favor y pasa a la siguiente cosa.


El éxito del DIY en la customización de motos está al alcance de aquellos que se preparen, también mentalmente.

#thbckyrd

19 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo